tipos de cajas de cartón

¿Cuáles son los tipos de cajas de cartón?

Una caja de cartón tiene una gran multitud de usos en todos los ámbitos de la vida diaria. Desde empaques de productos que compramos en cualquier tienda hasta las versiones más grandes que sirven para ejecutar mudanzas. ¿No sabías que existen muchos tipos? Pues atento porque aquí te los nombramos todos.

Una mudanza, envolver productos, almacenar libros, guardar documentos, organizar objetos que usamos con poca frecuencia y muchas otras cosas más, son acciones que podemos ejecutar con el apoyo de una caja de cartón. Elegirlas por sobre otro tipo de contenedor es una ventaja porque en el mercado hay muchas cajas de carton baratas.

Aunque se piense en una caja de cartón como una simple herramienta carente de características y a la que se les puede dar el uso que deseemos, basta con observar a nuestro alrededor para notar que existen muchos ejemplares que han sido creados con una función específica y prácticamente solo sirven para eso, como es el caso de las cajas de pizza.

Y si esto es así en un plano tan reducido como ese, más aún lo será al pensar en cajas más grandes y con mayores posibilidades de uso para otras actividades. Es allí donde nos encontramos con que esta es una familia mucho más grande de lo que hubiésemos esperado y que realmente el mercado se ha preocupado por ofrecer a cada uno lo que necesita.

Así son las cajas de cartón

Las cajas de cartón vienen en diversas presentaciones y son fabricadas con materiales que varían en torno a su resistencia. No es lo mismo almacenar telas, que guardar los electrodomésticos para una mudanza. De hecho, no es la misma rigidez en una caja para guardar papeles en una oficina que la que puedes usar para envolver un regalo.

En vista de todo esto, se han diseñado distintos modelos que se facilitan a los usuarios el uso oportuno del recurso, dictando asimismo la salvedad de que son productos que se pueden adquirir en una tienda de cajas de carton online, logrando validar de forma gráfica todas las diferencias que veremos a continuación:

  • Cajas de cartón de canal simple: son las más comunes que vemos en negocios y utilizamos dentro de casa. Se trata de cajas sencillas que pueden soportar poco peso y para su cierre puedes utilizar cinta adhesiva. Son ideales para almacenar objetos livianos y que no necesiten ser transportados por distancias largas.
  • Cajas de cartón de canal doble: el diseño es muy similar al anterior con el beneficio adicional de ser un poco más resistentes. En este tipo de cajas, el cartón corrugado que se logra ver a través de los bordes de la caja es doble y se encuentran separado por un cartón liso delgado.
  • Cajas automontables: son una variación que permiten armarse en el momento de necesitar, por lo que tienden a ocupar muy poco espacio de almacenaje. Son utilizadas para transporte de objetos livianos y se hacen ideales para la entrega de productos o envolver regalos.
  • Cajas armario: son ideales para guardar prendas textiles ya que disponen de una percha en la parte superior que evita que las prendas de ropa se vean afectadas durante el transporte.
  • Cajas para mudanzas: son cajas que se pueden utilizar para las mudanzas según las medidas que hagan falta. Generalmente son las de canal simple y canal doble en dependencia a lo que se necesite. También puede incluirse alguna tipo armario o adquirir los packs que están diseñados de forma específica para este uso.
  • Cajas de archivo: se trata de cajas diseñadas para satisfacer la demanda que existe los ambientes de oficina, donde principalmente se espera poner en resguardo papel y artículos de escritorio. Todos los modelos son muy seguros y prácticos.
  • Cajas en cruz: son usadas para el envío de productos y cuentan con la característica de ser adaptables al objeto que se desea enviar, siempre y cuando este sea plano.

Las necesidades de almacenaje y transporte de objetos y mercancías, pueden ser plenamente satisfechas con las cajas de cartón, solo es importante ubicar la indicada para cada caso.

Añadir comentario